InterContinental Tahiti Resort & Spa, excelente hotel

Bungalow sobre el agua

Nos alojamos en el Hotel InterContinental de Tahití dos noches al final de nuestro viaje por la Polinesia Francesa. Saqué el hotel desde la web de Almundo, que en ese momento era la que mejor tarifa tenía.

Desde el aeropuerto de Faá, que está a 10 minutos, nos tomamos un taxi para ir al hotel porque era más barato que el transfer del hotel. El taxi lo tomamos a la salida del aeropuerto, nos costó 15 u$d más 1 u$d por valija. Lo podés pagar en XPF, Euros o dólares. Si contratás el transfer del hotel, en el aeropuerto te reciben con un collar de flores frescas, tradición en Tahití y cuesta 52 u$d para dos personas. Lo tenés que reservar antes y te lo cargan a la cuenta.

Al llegar al hotel te reciben con un jugo fresco, un buen gesto porque hacía mucho calor. El check in fue rápido y el personal fue sumamente atento.  Destaco la atención de todo el personal del InterContinental, porque durante toda nuestra estadía nos hicieron sentir muy cómodos,y siempre dispuestos a ayudar. Algo simpático es que el personal va vestido con pareos.

Al momento del check in , le preguntamos al recepcionista si podíamos hacer un late check out, porque nuestro avión salía a la madrugada y al ser miembro del IHG Club nos permitieron  hacerlo sin costo. También  nos obsequiaron un desayuno para dos personas.

Hotel-con-vista-a-la-laguna

Inscribirse en el programa IHG Rewards Club es un trámite sencillo y gratis y lo haces desde la web.

El hotel es muy grande, tiene una recepción enorme, un business center con computadora e impresora, dos restaurantes, un bar en el lobby abierto 24 hs, y un muy buen spa,  El Deep Nature Spa, Tiene estacionamiento, aunque nosotros no lo usamos.

Pileta-con-fondo-de-arena
Pileta con fondo de arena y bar.

Tiene dos piletas una con fondo de arena con un bar adentro que es maravillosa y otra pileta más grande, un bar, una boutique/kiosco, y canchas de tennis. Alrededor de las piletas tenés reposeras muy cómodas y te dan las toallas.

Pileta de hotel

Además hay un  “lagoonarium”,  un acuario natural, también llamado Fare l’a Reserva. Alberga un arrecife cuidadosamente monitoreado por un equipo de científicos, que recrea las condiciones naturales bajo el agua para más de 200 especies de criaturas marinas, incluidos el pez loro, el pez Picasso y el pez ángel. Acá podés ver corales, conchas y criaturas marinas tropicales.

Jardin de coral Intercontinental

Tienen un centro de actividades acuáticas, donde podés contratar la excursión de jet ski o buceo. Ahí te prestan el equipo de snorkel por una hora, después te cobran 15 u$d.
Nosotros hicimos la excursión de jetski, 1 hora para dos personas 180 u$d y estuvo muy buena. Pueden manejar cualquiera de las dos personas e ir turnándose si quieren..

Lo malo es que no tiene playa, como muchos de los hoteles en Tahiti, pero tiene unas pequeñas playas artificiales, sin bajada al mar.

Playa-en-Tahiti

Nuestra habitación era estándar pero lindísima, con vista al jardín en planta baja, pero la vista no era muy linda. Era en el último edificio a la derecha, cerca de las canchas de tennis.  La habitación era enorme, con cama King, con colchón y almohadas super confortables, aire acondicionado, LCD, refrigerador, vasos, hielera, pava eléctrica y café y té de cortesía, escritorio, una terracita con una mesa y dos sillas, caja fuerte, y plancha para ropa.

Habitación de hotel

El baño completo con bañadera, amenities y secador de pelo. También te daban una bata y pantuflas. Estaba todo impecable.

Baño -del-hotel-Intercontinental-Tahiti

También tiene varios bungalwos overwater.

Espectacular-bungalow-sobre-la-laguna

Restaurantes del InterContinental

Una noche cenemos en el Restaurant Te Tiare, que es el más económico de los dos, una cena para dos 84 u$d. Podés elegir a la carta o tenés un buffet.
El Restaurant Lotus  está sobre el agua y tiene una vista fantástica, ero tenés que reservar.
Otra noche cenamos en el Tiki bar, que tiene una carta más simple, una pizza para dos, nos costó 38 u$d. El desayuno era en el Te Tiare y costaba 32 u$d.
Siempre cenamos bien y la atención fue muy buena. Tenés una lindísima vista a la pileta.

Era un placer estar en el hotel disfrutando de las instalaciones y la pileta.
El hotel está a 15 minutos del centro y tiene un bus que te lleva y trae en distintos horarios. Tenés que reservar con tiempo, porque el bus no es muy grande, y hay varios horarios en los que se llena con rapidez. . Es más barato que irte en taxi.
En el lobby hay un concierge que te ayuda en todo lo que le pidas, te reserva el transfer, te asesora con las excursiones, etc. Hay un Carrefour a 15 minutos caminando y el concierge te da un mapa y te explica cómo llegar.

Late check out en el InterContinental

Por  ser miembro del IHG Club pudimos hacer late check out. Nos guardaron el equipaje y te permiten seguir usando las instalaciones. Cuando lo pedís te permiten usar un cuarto con ducha para poder refrescarte antes de irte. Cenamos en el hotel. Nos quedamos dando vueltas por el hotel, hasta la hora en que teníamos que salir para el aeropuerto.

El taxi que nos pidieron en recepción para llevarnos al aeropuerto a la madrugada, llegó puntualmente.

Fue un verdadero placer alojarnos en el InterContinental y nuestra estadía fue maravillosa!!!

Polinesia Francesa: que hay que saber. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba