Royal Huahine, un hotel en un entorno maravilloso

Bungalows sobre el agua hotel Royal Huahine

Elegimos hospedarnos en el Royal Huahine ya que es el único hotel en la isla que tiene bungalows overwater, y el precio era bastante accesible. La reserva la hice por Booking, porque en ese momento tenía la mejor tarifa, con 5 meses de anticipación. Nos alojamos 4 noches, en un bungalow overwater.

Rpyal Huahine, ideescansaral para d

Ni bien hice la reserva me llegó un mail del hotel, para arreglar el transfer.
El hotel se encuentra en una bahía de la de la isla a la que solo se puede llegar en barco, así que es necesario que les envíes los datos de tu vuelo así te van a buscar al aeropuerto. El transfer de ida y vuelta tiene un costo, si mal no recuerdo de u$d 35 por persona que te lo cargan a la cuenta.

Cuando viajes a la Polinesia, siempre es conveniente arreglar tu transfer al hotel de antemano.

Al bajar del avión nos estaba esperando un chofer con un cartel del Royal Huahine, y nos llevó hasta el puerto. Ahí nos esperaba el barco del hotel. En el camino al hotel vimos un par de delfines saltando cerca de nosotros. Fue un buen recibimiento. El trayecto dura 15 minutos.

Vista del Royal Huahine desde elbarco

Hicimos el check in, y la recepcionista hablaba un poco de español. Tienen español en el colegio, pero no te alegres, porque pocas personas lo hablan.

Nos explico cómo llegar hasta el bungalow y que ahí íbamos a encontrar nuestras valijas.

El lugar y el entorno son paradisíacos. Los jardines del Royal Huahine  son divinos y están muy cuidados. El hotel es bastante grande, tiene bungalows con vista al jardín, con vista a la playa, y overwater.

Bungalows con vista al jardín

Tiene una linda playa privada, pileta, restaurante y bar.

Piscina Royal Huahine

En la playa hay kayaks de uso gratuito, y una cancha de vóley. En la recepción te prestan equipo de snorkel. No tienen muchos números de patas de rana y las escafandras no son muy buenas. Te recomiendo que si tenés equipo de snorkel, lo lleves.

Playa en Huahine

Podés ir a Fare, la capital de la isla, en el servicio gratuito del barco. Tiene horarios de ida y de vuelta establecidos. Es con reserva, porque es un barco pequeño.

Muelle de Hotel en Huahine

Si querés ir o venir en otro horario te lo cobran. En Fare, enfrente del muelle hay un super muy grande donde podés comprar provisiones.
Les recomiendo si van, que se lleven algunas provisiones, así no se tienen que tomar el barco todos los días.

Los bungalows son todos parecidos, y son muy amplios.

Tienen una cama King, una zona de living, escritorio, plasma, caja fuerte, AA, ventilador de techo, pava eléctrica, heladerita y café y té de cortesía.

Habitación Bungalow
Zona de la habitación del bungalow

El baño es muy grande, con sector de ducha, bañadera, box de baño, secador de pelo y amenities.

Baño del bungalow Royal Huahine

Afuera tienen una terraza enorme con dos reposeras y una mesa con dos sillas. El nuestro tenía acceso directo a la laguna por una escalerita y una ducha de exterior.

Deck hotel en Huahine
Deck del bungalow overwater
alt reposeras hotel Royal Huahine
Deck

Desde el deck de los bungalows podés ver las islas de Raiatea y  de Taha’a y unas puestas de sol increíbles.

Vistas desde el Royal Huahine

Nosotros, solo cenábamos en el hotel. De hecho, no tenés otra opción ya que el barco no va a Fare de noche. El último horario de la lancha si mal no recuerdo era a las 15:30. El desayuno y algunos almuerzos lo hacíamos en el bungalow, con una vista increíble de la laguna.

El restaurante está en un edificio sobre la laguna y se llama Le Ari’i. Es muy lindo, todo de madera con unas vistas lindísimas a la laguna y desde ahí tenés una vista insuperables de los atardeceres.

Restaurante del hotel Royal Huhine

Tiene un extraordinario deck, donde podés tomar algo.

Edificio del restaurante Le Ari'i

Se come muy bien aunque la carta es bastante acotada. Calculá que una cena para dos te cuesta entre U$D 80 y U$D 100.

La atención del personal del Royal Huahine fue muy buena, son todos más que atentos y siempre están dispuestos a ayudarte. En la recepción te ayudan con las excursiones y te las reservan desde ahí. Te la cargan a tu cuenta.

Le falta un poco de mantenimiento y podría mejorar el servicio. Es un hotel que se ve que tuvo épocas mejores, seguramente fue un hotel de lujo, hoy es un hotel a muy buen precio por las instalaciones que tiene. Tené en cuenta que es un hotel 3 estrellas.

Tiene una boutique que no estaba abierta y un spa que no funcionaba, no tiene computadora en el lobby para uso de los huéspedes. Si necesitas comprar algo tenés que ir a Fare. En el restaurante podés comprar agua.
El wifi no llegaba hasta nuestro bungalow. La mejor señal la teníamos en la recepción.
Nuestro vuelo salía a la tarde y como nuestro bungalow no estaba ocupado pudimos hacer late check out.

Atardecer

Todos los días la isla nos regaló un atardecer diferente! Fue un placer!

Si buscas desconectarte del mundo, sin lugar a duda este es el lugar!!! A pesar de la falta de mantenimiento, el lugar es tan lindo que no importa.

Fueron 5 días gloriosos en el Royal Huahine!

Tip: Si no querés gastar tanto, y si o si, hospedarte en un bungalow overwater, tal vez podés sacar unos días en un bungalow overwatery unos días en un bungalow con vista al jardín. Yo había sacado así, pero cuando llegamos nos hicieron un upgrade y nos dieron un bungalow overwater por las cuatro noches.

Todos los posts de este viaje los podés encontrar en este link.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba